Páginas vistas en total

lunes, 25 de febrero de 2013

Rojo sobre Negro


Desesperación, de ser consciente de tu propia muerte.
Ahora tu bravura no sirve de nada,
aunque ganes esta injusta batalla 
nunca ganarás la guerra, caerás luchando por sobrevivir.

El ambiente tiene sed de sangre, de tu sangre 
mi vida es mía y tengo que defenderla,
corres por un oscuro pasillo,
sin saberlo se acerca tu fin.

La luz te golpea en la cara cuando pisas la arena
cansado de tanta lucha defiendes tu vida 
mientras, sientes en tu espalda el dolor de la impotencia
que se agudiza en cada paso que das, sientes derramar tu sangre...

Cada segundo que pasa se hace un eterno siglo
la debilidad se apodera poco a poco de ti.
Qué hacer ante tal situación si no defenderte
ante un ser que sólo corre crueldad por sus venas.

Cansado y abatido, se acerca el momento
ese que a todos nos llega y ahora, sin duda, deseas.
Mientras el acero te atraviese el corazón
desearás hallar la paz que en este mundo no tuviste.



No hay comentarios:

Publicar un comentario